Pecados de Navidad

La Navidad, como toda fiesta religiosa que se precie, es tiempo propicio para el pecado. Pecado bienintencionado, por supuesto. Ahí están, por ejemplo, esos 90.000 euros pagados por el Hospital Provincial de Castelló a las empresas de la trama Gürtel para montar el belén de nada menos que 800 piezas. Una cifra sin duda anecdótica... Seguir leyendo →

Patrimonio de la Humanidad

Valencia, como París, fue una fiesta. Y no era para menos. La noticia llegaba de Addis Abeba y corría por el Cap i Casal con más fuerza que la riuà del 57: la Unesco declaraba a las Fallas todo un Patrimonio Inmaterial de la Humanidad. Así que, por fin, nuestra atávica fiesta del fuego alcanzaba... Seguir leyendo →

Operación Flotador

A todos los niños les gusta jugar al veo-veo. Y las adivinanzas. Bueno, a los niños y a los mayores. Porque desentrañar aquello que se presenta oculto es un ejercicio mucho más tentador que el pilates. Así ha sido desde aquellos tiempos inmemoriales cuando Edipo se cruzó con la enigmática Esfinge, o cuando el tozudo... Seguir leyendo →

Adiós a la mayoría silenciosa

Los extremistas son como los gafes, sólo que con alevosía. Si el gafe es capaz de desatar el desastre a su alrededor de forma involuntaria, el extremista lo hace con regodeo, llevado por una diabólica inclinación a la maldad. Para ello no duda en organizar algaradas callejeras escudándose en las más peregrinas reivindicaciones que ignoran... Seguir leyendo →

Rita, la familia y la mantequilla

Más allá de por alguna que otra invasión, los españoles siempre hemos estado pendientes de la frontera con Francia fundamentalmente por dos motivos: el exilio o la vendimia. Ambos mantenían plena vigencia a principios de los 70, sin embargo una tercera razón vino a sumárseles por aquellos años. Se trataba de las peregrinaciones cinéfilas a... Seguir leyendo →

Blog de WordPress.com.

Subir ↑